24 de enero-1939

Publié le par Marie-hélène Meléndez

... Le Journal de l'exode de J.B publié ici relate au jour le jour son exode, celui de sa famille et de ses amis de la Compagnie d'Autobus de Barcelone, partis dans la nuit du 24 au 25 Janvier 1939, devant l'avance franquiste.

...70 ans après ces évènements, ce récit retrouvé avec émotion, ce journal écrit au départ sur des bouts de papier, nous permet de suivre J.B sur la route de l'exode, pourchassé par les bombes, d'abord vers le Nord de la Catalogne; les incertitudes, les doutes qui l'accompagnent, la longue attente à la frontière, le passage à Cerbère, la douloureuse et incompréhensible séparation des membres de la famille.... un sort partagé par des centaines de milliers d'espagnols, qui de fin janvier 1939 jusqu'au 11 février 1939 vont chercher refuge en France à la fin de la guerre d'Espagne. Ce sera pour un grand nombre d'entre eux le début d'un long exil....





."Lo que nos preocupa es nuestra libertad, nuestras vidas"...

















Helios Gomez-Horrores de la guerra-Bombardements à Barcelone-Métro






Día 24 de enero 1939.

…ya hace dias que el buen amigo y compañero Félix  G. me está observando que la situación va empeorando de día en día. Tiene un cargo en una de las consejerías de la generalidad de Cataluña, está bien informado. Una de las veces me aconseja que me lleve a mi madre, esposa e hijitos hacia Puigcerda. Me aconseja que me acerque a la frontera francesa. A pesar de escucharle, de comprender que la situación es grave, yo no creo aun que lo sea como para decidirme a abandonar Barcelona, mi hogar….






















pero las noticias nos llegan ya alarmantes en ese día 24 de enero de 1939. Los fascistas avanzan sin casi encontrar resistencia.























Yo advierto a mi madre, esposa e hijos que preparan los más necesario y que estén prestos para  partir pues vamos hacia Francia. Yo observo a mi madre si está decidida a venir con nosotros o quiere quedar ella sola en casa, o bien irse a casa de la otra hija. Ante de esta salida rápida, sin tener tiempo casi para despedirme de nadie de la familia, aun me decido a las seis de la tarde a ir a las Corts, a despedirme de mis primas A…y marido, así como de A….Ha sido peligroso, pero he ido.

Me despido, y nos despedimos de los vecinos y portera de casa, a la que aun dejo dos colchones, ante la imposibilidad de cargarlos en uno de los autobuses de la caravana que vamos organizando. A nuestra vecina Pilar, buena mujer y compañera, mi esposa le da una buena mesa y otras cosas. Todo ese ajetreo ya va representando, más que tristeza, parte de una odisea que ya preveo. Es por ello que de nuevo le pregunto a mi madre que lo medite bien, pues las cosas no se presentan de color de rosa y mi impresión es que vamos a sufrir. Ella está decidida a seguirnos. Esta ya acostumbrada a vivir con nosotros, que no nos quiere dejar. Abrazos a los vecinos, lagrimas en los ojos de cada uno...





A mi casa ha venido el compañero R.. y su esposa, el compañero C.. y familia. Mientras, en autobuses se están terminando los trabajos de organización de la caravana. Con dos coches, nos dirigimos pues a autobuses.


Por la calle de Pedro IV, que es el camino o mejor dicho carretera que va a Francia, el tráfico es intenso. El día avanza y aquella carretera ya retrata parte de la retirada que vamos viviendo y que yo no creía fuese verdad. Mi cabeza ya bulle de preocupaciones. Si estuviese solo, no sería un problema. Pero me preocupa mi madre, mi esposa, mis tres hijos, el mayor de 7 anos.



                                                    Autobus de tourisme Laffly-Gracias a Albert Masip

Son las 11,30 de la noche cuando ya todos listos, salimos en caravana abandonando hogar y todo cuanto ello representa. Obligados estamos a ello. Los recuerdos y cosas familiares más queridas ya no cuentan. Lo que nos preocupa es nuestra libertad, nuestras vidas.

La caravana está compuesta de: dos autobuses Lafly, un autobús de los llamados “burras”, dos autobuses a los que se les ha serrado el imperial para la colocación de maquinaria, la camioneta, el coche Delage en el que van los mecánicos para posibles contratiempos y reparaciones, un Opel en el que también van dos mecánicos, y el Ford en el que además de tres compañeros, va el compañero R..y su esposa. R.. está bastante enfermo y con un colchón se le ha habilitado un buen puesto. A nosotros se une un coche de Sanidad en el que van las familias de dos camaradas.

En la camioneta que conduce un compañero de los autobuses de San Justo, colocamos los contados equipajes que cada familia ha podido traer consigo, así como algo de comida. En un Laffly van nuestras familias y otras de compañeros. En el otro Laffly van los compañeros y compañeras que trabajando en Talleres se han decidido a seguirnos, para trabajar en Gerona.

La noche es oscura, y a lo lejos se oyen los cañonazos, así como los bombardeos. La carretera es un hormiguero. Se nos dice que las tropas de franco no están muy lejos de Barcelona y que la mañana siguiente se espera el ataque a la Ciudad Condal.

 

El primer contratiempo lo tenemos ya en el Clot. El Ford en el que de momento he tomado plaza, se avería, estando obligados a esperar más de una hora a que el coche que ocupan los mecánicos, percibiéndose de que no le seguimos, venga a reparar nuestro coche.

En Armonía de palomar, nosotros no la hemos visto, es la camioneta que se queda en pana. No volvemos a saber más de ella, hasta pasado tres días.

Ya bastantes kilómetros de Mataró, oímos ruido de cañonazos y bombardeos. Los coches que van llegando nos traen noticias poco esperanzadoras, y muy dramáticas. En Barcelona, la quinta columna ya hace de la suyas. Los emboscados esperan ya la llegada de las tropas fascistas y tirotean a diestro y siniestro. Por otra parte, a la entrada y salida de Mataró, poco después de haber pasado nosotros, los cazas rebeldes ya desde muy poca altura, ametrallaron la carretera. Nos enteramos de que son muchas las víctimas. Que no debíamos extrañarnos ante el transito que en gran escala había. Aun conseguimos ver a bastante heridos que iban llegando a donde estábamos nosotros.

En un cruce de carreteras por los contornos de Granollers, se desvía de ruta uno de los autobuses que lleva maquinaria. No tenemos tampoco noticias de dicho autobús hasta pasado tres días, y ya no llegamos ni a recuperarlo.

La noche la pasamos por la carretera. Las mujeres y niños ya intranquilos y alarmados por lo que vienen oyendo y viendo por sus propios ojos. Llegamos a Gerona el día 25 por la mañana.

 

Commenter cet article

Fernando VIÑAS yMartinez 03/04/2009 00:34

Gracias para lo has hecho en tu blog.
Il faut maintenir la mémoire de nos parents afin que les générations suivantes se souviennent
Ferran

Pedro 07/03/2009 08:33

Bonjour,
très heureux d'avoir visité votre blog. Je vois que nous menons le même combat. Le combat pour le maintien de la mémoire des 500 000 membres de notre famille.
A bientôt peut-être.